Navigation Menu+

Alerta Máxima

Posted on May 31, 2015 by in Conferencias-2015

En recientes días se han observado en diferentes ciudades, países, continentes, impresionantes sucesos naturales, los cuales han sorprendido a muchos e inclusive a científicos, quienes desde sus diferentes ópticas han tratado de explicar el origen de los mismos.

Sin embargo en esta conferencia nuestro Director Fernando Sosa Ficachi, nos enseña con base a varios pasajes Bíblicos, que estas son señales de que el Señor ya viene y que debemos ponernos en ALERTA MÁXIMA.

Entonces habrá señales en el sol, en la luna y en las estrellas, y en la tierra angustia de las gentes, confundidas a causa del bramido del mar y de las olas; desfalleciendo los hombres por el temor y la expectación de las cosas que sobrevendrán en la tierra; porque las potencias de los cielos serán conmovidas. Entonces verán al Hijo del Hombre, que vendrá en una nube con poder y gran gloria. (Lucas 21:25-27)

Además de estas señales como; Terremotos, Tornados, Torbellinos, Mar de Fondo, Tsunamis, etc., existen señales en la gente, como Angustia, Desesperación, Miedos, Rumores de guerra, en fin; cada vez la descomposición social es más evidente, esto debido a que la gente está distanciada de Dios sucumbiendo ante las estratagemas del diablo.

Muchos tropezarán entonces, y se entregarán unos a otros, y unos a otros se aborrecerán. Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos; y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará. (Mateo 24:10-12)

Es el tiempo de aprender de la higuera, del cómo anuncia la próxima estación del año y que con estas señales vemos que la venida del Señor Jesús repentinamente ya puede ser y que es el momento de estar preparados estando en comunión con Él, buscando la llenura de su Espíritu Santo y entonces veremos en nuestras vidas, señales de: Arrepentimiento, Libertad de deudas, Restitución, Deseo de vivir en Santidad, Temor de no jugar con nuestro destino eterno, Renovación de compromiso con Dios, una Vida Cristiana excepcional.

Acerquémonos con corazón sincero, en plena certidumbre de fe, purificados los corazones de mala conciencia, y lavados los cuerpos con agua pura. Mantengamos firme, sin fluctuar, la profesión de nuestra esperanza, porque fiel es el que prometió. (Hebreos 10:22-23)

Haz conmigo señal para bien, Y véanla los que me aborrecen, y sean avergonzados; Porque tú, Jehová, me ayudaste y me consolaste. (Salmo 86:17)

Así que mantente expectante de las señales que Dios nos da, poniendo los ojos en el autor y consumador de la fe; en Jesucristo, para que ningún mal te toque sino que con gozo esperes su venida.

Ponte en ALERTA MÁXIMA